Historia de la editorial

En 1917, al cuarto año de su matrimonio con Carmen Baroja, Rafael Caro Raggio funda la editorial que lleva su nombre y comienza a editar las obras de su cuñado Pío Baroja.
Como se ve en las primeras ediciones, se instaló la editorial en la calle de Ventura Rodríguez, 18, y al poco tiempo inauguró una librería en la céntrica Plaza de Canalejas, en el numero 16. Por los pies de sus ediciones, en 1918 tiene ya una imprenta y dos años más tarde aparecen imprenta e editorial en la calle de Mendizábal, 34, esto es, en la casa donde viviría toda la familia Baroja. La marcha de la editorial ha sido rápida y en tres años ha creado un próspero negocio.

Retrato de Rafael Caro Raggio

Retrato de Rafael Caro Raggio

Julio Caro Baroja recordaba cómo era frecuente ver a los aprendices de la imprenta pegar patadas a una pelota de papel en mitad de la calle de Mendizábal, mientras Pío escribía o Ricardo entintaba una plancha de cobre antes de ponerla en el tórculo. Pío Caro aún recuerda el ruido de las Minerva y de las LM de día y de noche como un arrullo lejano que se expandía por toda la casa.

En 1929 Rafael Caro Raggio edita un precioso catálogo de Literatura, Artes y Ciencias, con una portada de Juan Basilio y caricaturas de don Pío, Azorín y Eugenio D´Ors, de Bagaría. En sus páginas interiores van reproducidas muchas de las portadas de las obras editadas y el índice de precios. ¡Qué precios! Desde 1,50 pesetas de Momentum Catastrophicum a las 12 pesetas de Las Inquietudes de Shanti Andía. En las contraportadas se lee: R. Caro Raggio, Editor e Impresor. Mendizábal, 34, teléfono 33453, Madrid.

catalogo-vieja-editorial

Catálo

Entre sus guardas figuran cerca de trescientos títulos, porque además de editar a Baroja, ha publicado las obras completas de Azorín y va ya por la cuarta edición de El Fuego, la novela de Enrique Barbusse traducida del francés. Ha creado también una Biblioteca de Arte, que dirige su cuñado Ricardo Baroja, una Biblioteca Filosófica, una Biblioteca de Medicina Popular con obras de Pittaluga y Marañón y ha lanzado una Biblioteca de Ciencias Esotéricas y dos colecciones que pueden ser consideradas cómo dos joyas del momento: Las Grandes enamoradas y El Jardín del pecado, además de las novelas de Willy y otras traducciones de autores extranjeros.

La editorial en el año 1933

La editorial en el año 1933

La guerra trunca la vida de la editorial y su fundador Rafael Caro Raggio muere derrotado en 1943.

En 1972, de la vieja editorial sólo quedaba un reloj de pared, un cenicero de cristal y un par de engranajes de lo que fue una flamante impresora, pero los hijos del fundador, Julio Pío Caro Baroja retoman el viejo cuño editorial y rescatan algo mucho más importante que todo eso: el esfuerzo, la obra de tres hombres; y con las portadas de los grabados de Ricardo, los textos de las novelas de Pío y la viñeta del Erasmo de Holbein que simboliza la vieja editorial, comienza la edición de la Serie Conmemorativa del Centenario del Nacimiento de Pío Baroja.

Hoy, a caballo entre dos siglos, la Editorial Caro Raggio, sigue siendo la casa de tres hombres sin los cuales no se podría llegar a entender la literatura, el arte, la cultura y la historia de este país: Pío Baroja, Ricardo Baroja y Julio Caro Baroja, el sobrino de ambos e hijo mayor de un fundador cuya memoria sigue presidiendo esta casa. Nuestra voluntad es seguir atendiendo a nuestros lectores con el mismo calor y entusiasmo que en 1917, publicando y haciéndoles llegar las obras de estas tres personalidades, y seguir siendo el punto de referencia para todo “El mundo Barojiano”.

logo-erasmo